domingo, 25 de abril de 2010

El Barça sufre ante el colista pero no falla

Objetivo cumplido para el FC Barcelona ante el Xerez (3-1). Era un partido incómodo para el líder de la Liga, recibiendo al colista en mitad de la decisiva eliminatoria de semifinales de la Champions, y los tres puntos logrados dejan satisfechos a los azulgrana.

Los jerezanos se pueden ir con la cabeza muy alta, pues plantaron cara al actual mejor equipo del mundo en su propio estadio y llegaron a tener opciones de sacar algo positivo. En la segunda mitad llegaron a dominar el encuentro y tuvieron opciones incluso de empatar el partido, pero perdonaron y eso ante los clubes grandes se paga.

Los andaluces sorprendieron en el inicio del encuentro, presionando arriba y poniendo en dificultades a un Barça sin Messi, reservado para el Inter por Guardiola. Sin embargo, los culés no perdonaron los espacios atrás y pareció sentenciar el partido gracias a un gran gol de Jeffren y a otro de Henry. Pero un tanto de Bermejo aprovechando un error de Chygrynskyi dio esperanzas a los jerezanos, que nunca se rindieron.

La sorpresa llegó a la vuelta del descanso. El Xerez se soltó la melena definitivamente y empezó a tocar y a acosar la meta de Valdés ante la sorpresa del Cam Nou. El meta azulgrana se tuvo que convertir en el salvador de su equipo otra vez con dos grandes intervenciones y el buen juego de los visitantes obligó a Guardiola a tirar de los 'reservados'. Messi y Piqué saltaron al campo para evitar sorpresas de última hora.

El Xerez seguía jugando bien, pero sin pegada y eso ante un equipo como el Barça se paga. Los azulgrana tuvieron una ocasión y no fallaron. Una buena jugada de Yaya Toure tras robar un balón la culmina Ibrahimovic, que otra vez hizo un mal partido pese a su gol, sentenciando el encuentro.

El tanto afecto a los andaluces, que vieron ya imposible sentenciar el partido, mientras que el Barça jugó a que pasaran los minutos con la mente puesta en el decisivo partido del miércoles ante el Inter.

Más noticias:

No hay comentarios:

Publicar un comentario